31 mayo, 2014

Ensaladilla de patatas con vinagre balsámico de Módena


*Exquisita. Si la tomas templada, perfecto…y si la tomas fresquita estupendo. Esta ensalada la tomamos mi marido y yo cuando hacemos ensaladilla rusa a los demás. Primero porque a mi él no le gusta la mayonesa y segundo porque yo estoy algo delicada de digestiones y así me sienta fenomenal. Algunas veces le añado “variantes en vinagre” pero en esta ocasión no tenía. Probad las patatas así, sientan y están muy bien. Y lo mejor de todo es que dura varios días en perfecta condiciones manteniéndola en el frigorífico.

Ingredientes:

1 ó 1 ½ kilo de patatas
2 latas de atún en aceite
50 gramos de aceitunas
2 huevos
Aceite de oliva virgen extra
Vinagre balsámico de Módena
Sal
Un pelín de vinagre de vino

Preparación:

En un cazo con agua, sal y un poco de vinagre cocemos los huevos (diez minutos desde que comience a hervir). Sacamos y ponemos en agua fría, cambiándola continuamente hasta que se enfríen. Los pelamos, los picamos y reservamos.

Pelamos las patatas, lavamos y partimos en trozos medianos. Ponemos en una olla agua a calentar y cuando rompa a hervir las introducimos con sal. Cuando estén tiernas (de 15 a 20 minutos) las sacamos del agua y las colocamos en un bol grande, las troceamos pequeñitas.

Abrimos las latas de atún, escurrimos el exceso de aceite e incorporamos el atún al bol donde están las patatas. Añadimos los huevos picados, las aceitunas y mezclamos bien todo.

Colocamos en un plato o fuente para su presentación final, añadimos el vinagre que estimemos conveniente o nos guste, el aceite, sal si procede y ya está lista para comer si nos gusta templada; si no, la metemos en el frigorífico.

Publicar un comentario